divendres, 24 d’octubre de 2014

La sangre te hace pariente


La sangre te hace pariente, pero la Lealtad te hace Familia.

4 comentaris:

  1. Pero suponiendo que la sangre viene de familia legitima... ¿no?.

    ResponElimina
    Respostes
    1. Interpreto el texto de una manera un poco diferente, la familia donde se nace (legítima o no), la de sangre, está por debajo de la que se gana por lealtad. Dicho de otro modo, la lealtad nono se gana de manera automática con "la sangre" o "el apellido". El mejor ejemplo, un hijo adoptivo que se siente querido por su familia aunque no es de sangre.

      Elimina
  2. El hijo adoptivo que se siente querido ante la familia que lo ha criado, debe se sentirse afortunado, siempre y cuando le hayan dado buena vida.

    ResponElimina
    Respostes
    1. Así es. Pero la frase es profunda: el hecho de que unos hijos lleven un apellido tal no les hace mejores hijos ni los padres mejores padres, sino que es la lealtad, el respeto mutuo,etc, los que hacen familia. En la literatura tennemos que ir a Romeo y Julieta donde 2 familias se odian sin saber por qué (porque el autor no nos lo cuenta, a pesar de las estúpidas muertes)

      Elimina